Inicio

Aproximación a la historia de la HOAC de Andalucía en el contexto de la HOAC española

Autor: Pepe Juárez, militante de la HOAC de Málaga

I. DESDE LOS INICIOS A LA CRISIS DE LA ACCIÓN CATÓLICA (1946 A 1967)

La HOAC nace en 1946 a instancias del Papa Pio XII, que ve la necesidad de la especialización de la A.C. preocupado por el alejamiento de los trabajadores de la Iglesia. El Cardenal Pla y Deniel la impulsa y los obispos españoles dan el visto bueno. Serán Guillermo Rovirosa (seglar) junto con Tomás Malagón (sacerdote) sus principales promotores. La Iglesia le encarga la siguiente misión: "La tarea misionera de la HOAC se realiza fundamentalmente en las diversas comunidades ambientales del mundo obrero, haciendo presentes a Cristo y a su Iglesia a través del testimonio personal y comunitario de vida cristiana y de la proclamación del mensaje Evangélico. Para conseguir esta promoción de obreros cristianos, que sea un fermento evangelizador dentro del mundo obrero, la tarea más importante de la HOAC es formar la conciencia cristiana de sus miembros en orden a una participación activa en la tarea misionera de la Iglesia y un testimonio cristiano a través de la acción del compromiso temporal."

La HOAC desde sus comienzos estuvo relacionada con el Movimiento Obrero Internacional, especialmente con la Asociaciones Católicas de Trabajadores Italianos (A.C.L.I.), la francesa Acción Católica Obrera (A.C.O. ) y posteriormente el Movimiento Mundial de Trabajadores Cristianos M.M.T.C.

En la I Semana Nacional celebrada el 26-10-46, queda fundada la HOAC. Se pusieron las bases para la creación del , que en junio de 1947 tenía una gran tirada. En 1947 se crea el Boletín de Dirigentes, que sirve para la formación de militantes. A partir de unas acusaciones del diario Arriba se le obligó al a pasar por la censura civil. Ante la imposibilidad de que se pudiese publicar con esta censura, la HOAC opta por la supresión definitiva en 1951. Contaba con una tirada de 45.000 ejemplares.

A Partir de la III Semana Nacional (11-7-1948) se fundan los Grupos Obreros de Estudios Sociales (G.O.E.S.). Estos grupos tuvieron gran aceptación en el Movimiento Obrero de forma que se encuadraron en los mismos gran cantidad de obreros de los distintos sectores de producción, vecinos de los barrios y personas muy cualificadas en sindicalismo, cooperativismo, cuestiones cívico-políticas, asuntos municipales, economía, etc.

En 1949 hay más de 5.000 militantes de la HOAC

De esta historia forma parte la HOAC de Andalucía.

En algunos casos, la HOAC se establecía sobre grupos de la Acción Católica. Podemos decir que en 1946 se constituye la HOAC en Cádiz, Sevilla y Granada. En 1952 en un Pleno Extraordinario se crean 6 zonas, entre ellas la Zona Sur, compuesta por Almería, Cádiz, Canarias, Córdoba, Granada, Guadix, Jaén, Málaga, Sevilla, Tenerife y Marruecos. La característica común a todas estas diócesis es que la HOAC se implantaba en los distintos núcleos obreros de la industria predominante en la provincia, como Astilleros en Cádiz, construcción en Granada, RENFE en Málaga, minas y metalurgia (Santa Ana Linares) en Jaén...

En 1953 para suplir la desaparición del Tú, el boletín de la HOAC pasa a ser un medio de formación y difusión de la HOAC aumentando su tirada y con una periodicidad decenal.

En 1954 se publica el Plan Cíclico, plan de Formación que hasta la fecha ha sido el instrumento de formación de militantes de la HOAC y que contribuyó definitivamente a la creación del militante obrero cristiano. Actualmente se denomina Plan Básico de Formación Cristiana.

Desde 1960 hasta 1964, los militantes de la HOAC ayudan a potenciar C.N.T. y U.G.T. y colaboran en la fundación del (SOCC.) U.S.O., O.R.T., A.S.T., y CC.OO. En Andalucía estas organizaciones se desarrollan a través de militantes de HOAC y, en algunos casos, en colaboración con la J.O.C. Toda esta historia esta llena de ejemplos de militantes comprometidos, perseguidos, detenidos. El boletín de la HOAC es secuestrado en innumerables ocasiones.

La pertenencia de los militantes de la HOAC a distintas organizaciones políticas, vecinales y sindicales va creando una forma distinta de ver el compromiso y a la propia HOAC

La actuación de la Jerarquía eclesiástica sobre la Acción Católica, e incluso no aceptar el nombramiento de Francisco Mera como Presidente, crea una situación de crisis en la HOAC cuya resolución la facilitará en 1969 el Cardenal Casimiro Morcillo con el compromiso de mantener un estatuto propio. En la resolución de esta crisis tuvo un papel muy importante la incipiente Zona de Andalucía.

En la IX Reunión Nacional de Estudios celebrada en Almería 1967 se intenta salir de la crisis o por lo menos dar una respuesta a la misma. La situación se agudiza en los dos plenos de Presidentes celebrados en 1968. En la XI Reunión Nacional de Estudios celebrada en Pamplona en 1969 se ponen de manifiesto todas las tendencias y diferencias en el seno de la HOAC lo que definitivamente provoca una crisis que amenaza con su disolución, hasta el punto de que las diferentes enciclopedias o libros especializados de historia dejan de mencionarla desde ese año.

Con esta introducción histórica entramos a plantear la salida de la crisis y la reconstrucción de la HOAC en Andalucía.

 

II. DESDE LA RECONSTRUCCIÓN A LA ACTUALIDAD (1967 A 2003)

En 1967 comienza la reconstrucción de la HOAC en Andalucía en el siguiente contexto socio-político y económico.

"En 1963 comienzan los planes de desarrollo de la mano de los tecnócratas del Opus Dei. España abandona su reducto del subdesarrollo y se convierte en la décima potencia industrial. Promovido por el arggionamiento conciliar y avivado por la revuelta del clero y la izquierda católica, el desgaste profundo de las relaciones de la Iglesia con Franco desemboca a partir de 1969 en desavenencia continua.

La policía no tiene duda de la combatividad de los clérigos en la oposición y el uso de dependencias eclesiásticas como infraestructura de actividades subversivas.

Los franquistas acusan a la Iglesia de aprovecharse del fuero eclesiástico para actuar impunemente contra el régimen." (García de Cortázar)

En esta situación la HOAC encuentra enormes dificultades para su crecimiento y expansión, ya que sus militantes están constantemente vigilados y en muchos casos detenidos, acusados de pertenecer a organizaciones clandestinas o promotores de los diferentes conflictos laborales que el régimen los considera desórdenes públicos.

En septiembre de 1966 la Comisión Nacional, a través del Presidente, pide a unos militantes de la diócesis de Bilbao (aunque la mayoría eran andaluces), que vayan a Andalucía a iniciar y potenciar la HOAC El equipo se completa con militantes de Granada y el consiliario, que procede de Almería. En Jaén se celebró una reunión de distintas diócesis de Andalucía y se propuso como responsable para iniciar la zona a Juan Fernández. Estos militantes se vienen a Granada en 1967. Se continúa construyendo la zona de Andalucía en 1969 con las provincias de Granada, Almería, Murcia, Albacete y Ciudad Real. El 10 de Mayo de 1969 se tuvo una reunión en Córdoba en la que se aprobó que hubiera una sola zona de Andalucía.

En Cádiz la policía rodea la parroquia después de terminar la reunión de unos 40 obreros de astilleros en los que no hay detenidos y en 1970 se produce un registro policial en la sede de la HOAC y se incautan una serie de documentos.

En la Semana Santa de 1970 se celebra la I Asamblea de la HOAC de Andalucía y Murcia en Granada para tratar el tema de las responsabilidades y la iniciación en las distintas diócesis. Se elige la primera Comisión de Zona y se nombra Presidente a Juan Fernández que de hecho ya la venía ejerciendo. A esta Asamblea asiste como invitado el equipo de S. Pablo de Sevilla (esta diócesis se inicia con la colaboración del sacerdote Jesús Martín procedente de la Diócesis de Bilbao). Entre 1970 y 1972 se incorporan Málaga, Jaén, Córdoba y Sevilla.

En la huelga de la construcción de Granada de 1970, en la que desgraciadamente murieron tres albañiles, los obreros se encierran en la Catedral junto con un grupo de sacerdotes. Se detiene a uno de los encerrados que había salido por un grupo a buscar bebida. Se negocia con la policía y lo dejan posteriormente en libertad. Este conflicto es muy importante en la historia obrera de Granada y contó con una presencia manifiesta de militantes de la HOAC

En este período se desvinculan de la Zona de Andalucía la diócesis de Murcia, que pasa a formar parte de la Zona de Levante, y Albacete, que junto con Ciudad Real y Toledo, forman la Zona de la Mancha. Se consigue el objetivo de reconstrucción de la HOAC a partir de Andalucía, dando pasos significativos para superar la crisis a nivel nacional. La HOAC de Andalucía, joven, con ilusiones y con ganas de trabajar es fundamental en la reconstrucción de toda la HOAC Se puede afirmar que la HOAC general crece y comienza a salir de la crisis gracias a la aportación de Andalucía. Queda constituida la Zona de Andalucía, exceptuando Cádiz, que se incorpora a la Asamblea de Granada en 1979, y Huelva, que lo hace en 1981. En todas las diócesis existía la HOAC con un número de militantes reducido, pero las diferencias de planteamientos y el desánimo motivado por la postura de algunos obispos, la crisis general de la Acción Católica y de la propia HOAC dan lugar a que la incorporación a la Zona se hiciera en distintos momentos.

 

La II Asamblea de la HOAC de Andalucía se celebró en Málaga el 8 diciembre de 1972. El tema fue "Los grupos de acción, los centros de interés y la formación". Asistieron 300 militantes. El esfuerzo realizado da su fruto y la Zona queda plenamente configurada.

En Málaga militantes de la HOAC participan activamente en los conflictos: Por ejemplo, en Conservas Villalta. Por informar a la opinión pública sobre la situación laboral de los trabajadores de esta empresa, en 1972, la policía detiene en la casa Parroquial de Miraflores de los Ángeles a dos militantes de la HOAC y dos sacerdotes. Los seglares están detenidos 20 horas. Paros y huelgas en Intelhorce (encierro en la Catedral en Agosto de 1973), Confecciones Marcelino, Jacinto Pariente, CITESA. El cierre de S.A.VERS, conflicto que dura unos 5 años. En 1973 un militante de la HOAC en representación de los cristianos independientes, entra a formar parte de la Junta Democrática.

El 18 de Julio de 1974 se celebra la III Asamblea de de la HOAC de Andalucía en la que el tema central era la preparación del la XII Reunión Nacional de Estudios. Se plantearon los siguientes asuntos: el Análisis de la realidad, el Quehacer del pueblo, de los militantes, de la Iglesia, de la HOAC y el voto por militante (todos los militantes pueden asistir a las asambleas y votar, en cuyo caso se evita la representación a través de delegados.). Esta Reunión se convirtió en la I Asamblea General de Militantes. La Zona de Andalucía, con una experiencia fruto de su presencia activa en el Movimiento Obrero, y su fidelidad a Jesucristo dentro de la Iglesia, a la que se le exigía un compromiso más decidido con los pobres, defendía la necesidad de la existencia de la HOAC, frente a una corriente minoritaria a nivel nacional que afirmaba que la HOAC ya no tenia razón de ser puesto que su labor era de suplencia, y en una sociedad con partidos y sindicatos la HOAC no tendría razón de ser. En esta primera Asamblea sale fortalecida la HOAC a nivel nacional basándose fundamentalmente en la propuesta y experiencias aportadas por las diócesis andaluzas.

En la Diócesis de Cádiz el 26 de Enero de 1974 la policía detiene a 30 obreros de Astilleros entre los que hay militantes de la HOAC A partir de 1975 militantes y sacerdotes de la HOAC y de la J.O.C. de Jaén impulsan el dinámico movimiento vecinal de Linares y dan lugar a que la clase obrera se organice y se produzcan movilizaciones importantes en las minas y en otros sectores productivos, fundamentalmente en el metal.

Desde Linares se extiende a lugares como Andújar, Mancha Real (donde participó en la clandestinidad, en la creación de CC.OO.), Úbeda, La Carolina. En 1975 hay un encierro de un grupo de militantes obreros en la Curia Diocesana de Granada pidiendo trabajo. Por informar de este conflicto es secuestrado el Boletín de la HOAC "Noticias Obreras".

En la Semana Santa de 1977 se celebra en Córdoba la IV Asamblea de la HOAC de Andalucía, recién legalizados los partidos políticos. En esta asamblea hay un debate sobre el análisis de coyuntura y se comienza a dialogar sobre un borrador del Quehacer Eclesial. Se constata una vivencia profunda de los valores evangélicos, una profundización en el ser eclesial, una realización clara de la misión de evangelizar a los más alejados del mundo obrero, encarnándose y comprometiéndose en las distintas realidades. Los militantes de la HOAC están presentes en la mayoría de los conflictos y en las distintas organizaciones protagonistas u organizadoras de estas acciones reivindicativas (mayoritariamente en CC.OO. algunos en CNT, y generalmente todos en Asambleas de empresa y como representantes o delegados sindicales.) Y en las distintas Asociaciones de Vecinos potenciando o ayudando a crearlas donde no existían.

En Junio de 1982 en Sevilla se organiza la V Asamblea de la HOAC de Andalucía. En esta asamblea se profundiza en la identidad cristiana. En estos últimos años se han planteado una serie de cuestiones en torno a las relaciones con las organizaciones populares, reformulación de la teoría de la acción y nuestra conciencia de pertenencia a la Iglesia.

Esta es la última Asamblea de la HOAC andaluza, a partir de la modificación de las normas de funcionamiento interno a nivel general. Se comienza un proceso en el que las Interdiocesanas funcionarán fundamentalmente por Plenos de Presidentes formados por representantes de las distintas diócesis, en algunos casos ampliados a mayor número de militantes, y encuentros generales sobre determinados temas.

Uno de los puntos clave de esta Asamblea queda explicitado en el siguiente texto:

"Nuestro compromiso realizado desde cualquier organización o asociación, debe insistir en la búsqueda de salidas a los problemas de los mas pobres de Andalucía; especial atención hemos de prestar para que las organizaciones populares ofrezcan soluciones al problema del paro en general, del campesinado y de los sectores más deprimidos; del mismo modo nuestro compromiso, en cualquier situación debe tener en cuenta la dignidad de la persona, anteponiendo sus derechos y libertades a cualquier interés por muy coyuntural que aparezca. En consecuencia, hemos de potenciar en las organizaciones populares, la atención preferente a la formación de la conciencia cívica-política para que el pueblo sea cada día más responsable ante la situación más consciente de la problemática y más protagonista de su lucha"

Desde la V Asamblea, la HOAC de Andalucía se ha centrado en potenciar y llevar a la práctica los acuerdos emanados de las distintas Asambleas Generales que en lo sucesivo van a determinar las tareas y planes de formación. Según las nuevas normas se establecen fundamentalmente las relaciones de las distintas diócesis con los órganos centrales (Comisión General, Permanente, Plenos, Asambleas). De esta forma la Zona de Andalucía (interdiocesana) reduce sus funciones y su número de responsables para adaptarse a la nueva situación.

En 1983 se celebra en Madrid la VI Asamblea General de la HOAC. El tema central es la Formación o sea, plantear los distintos materiales necesarios para la formación, incluida la reformulación del Plan Básico de Formación Cristiana, e ir explicitando en estos materiales la actualización de los componentes de la identidad cristiana aprobados en la anterior Asamblea. Todo ello para responder y cumplir adecuadamente con nuestra misión de evangelización de los núcleos más alejados del mundo obrero.

El 25 y 26 de Mayo de 1985 se lleva a cabo un encuentro de la HOAC de Andalucía sobre Formación y Compromiso que servirá de base preparatoria para la próxima Asamblea General. En este encuentro se plantea un análisis de la situación y se revisa profundamente el compromiso de los militantes y el Quehacer Comunitario de la HOAC Como punto de referencia señalamos el siguiente texto: "Nuestra exigencia de fidelidad nos reclama saber introducirnos en los acontecimientos, en la historia, para arrancar la praxis más coherente con nuestro ser cristiano… Una organización eclesial como la HOAC, está exigiendo de sus miembros que escudriñen colectivamente los signos de los tiempos para reproducir y transmitir hoy y aquí el mensaje".

1986: VII Asamblea General de la HOAC, celebrada en Zaragoza. Se planteó el tema de la presencia publica de la HOAC, se profundizó en la identidad cristiana y en el compromiso intraeclesial y sociopolítico de los militantes. Se perfiló algo del quehacer de la HOAC en relación a los comunicados: con quiénes y qué había que firmar. Esta Asamblea en Andalucía cristalizó en una serie de planteamientos tendentes a realizar comunicados con organizaciones eclesiales y con organizaciones sindicales o sociales que en determinadas situaciones defendieran los mismos planteamientos que la HOAC en cuanto a la defensa de la justicia y a favor del mundo obrero.

1990: VIII Asamblea General de la HOAC celebrada en Gijón. "Iglesia que sigue naciendo en un mundo obrero en transformación". El tema central es el compromiso comunitario y la presencia de la HOAC en el pueblo y la Iglesia. En el trabajo preparatorio hay un planteamiento o aproximación al análisis de la sociedad muy profundo, también de la Iglesia y de la HOAC.

En Andalucía se sigue en la línea de trabajar sobre lo acordado a nivel general junto con una labor subsidiaria de apoyo a las diócesis con un menor número de militantes.

Es a partir del inicio de esta década de los noventa cuando la HOAC de Andalucía toma la opción de dinamizar la formación de los equipos y militantes de la zona a través de la Escuela de Formación y de un Grupo de trabajo dedicado a esta tarea.

1995: IX Asamblea General de la HOAC celebrada en Madrid, "Jesucristo, propuesta de Liberación para el mundo obrero". En esta asamblea vimos los retos y posibilidades que nos planteaba la sociedad y el mundo obrero y la respuesta que tendría que dar la Iglesia y la HOAC en coherencia con su ser y misión.

En 1996 se celebra el 50 aniversario de la HOAC, que tiene una gran repercusión a nivel nacional con diferentes encuentros en los que asisten dirigentes de las distintas organizaciones sindicales y representantes de las distintas organizaciones de la Iglesia. Destacamos la exhortación del Papa Juan Pablo II que anima "...a no desfallecer en su compromiso por vivir como auténticos cristianos y caminar hacia la santidad en su calidad de obreros y, al mismo tiempo, a evangelizar al mundo del trabajo, promoviendo aquellos mecanismos y estructuras que no sólo garanticen mejor la dignidad de la persona y la familia, sino que reconozcan debidamente el valor del trabajo" De otra parte el Secretario General de CC.OO afirma en una declaración que "sin la HOAC, CC.OO no existiría".

Encuentro de la HOAC de Andalucía sobre el compromiso los días 31 de octubre, 1 y 2 de noviembre de 1997. Se realiza en Málaga. Se destacan, entre otras, las dificultades que hoy encuentra la HOAC en los ambientes para realizar su misión y cómo en esa realización del compromiso no cuenta de una forma clara y decidida con los medios técnicos y pastorales que la Iglesia como institución le podía facilitar. La misma Pastoral Obrera no acaba de cuajar en las distintas diócesis y lo que existe es promovido principalmente por la HOAC Se constata que la HOAC en esta década 1990-2000 ha tenido que potenciar con sus militantes otras realidades eclesiales como son la Acción Católica, la Pastoral Obrera y otras actividades o tareas parroquiales o diocesanas. Estos factores han ido también en un detrimento de nuestra presencia pública y nuestro crecimiento como organización. Este encuentro sirve de base preparatoria para nuestra aportación en la próxima Asamblea

1999: X Asamblea General de la HOAC celebrada en Madrid. "Testigos de Jesucristo en el mundo obrero". El tema central fue el compromiso apostólico del militante. Se reflexionó también sobre la encarnación, los grupos de acción, los sectores, las mediaciones de nuestro compromiso y la especialización en la línea de cualificar el compromiso de los militantes para que éste sea más apostólico. En las diócesis andaluzas y la Interdiocesana se profundiza sobre estos temas, continuando con los compromisos contraídos a partir del encuentro celebrado en 1997.

2003: XI Asamblea General de la HOAC celebrada en Madrid. "Iglesia comprometida con la justicia en el mundo obrero". El tema central de esta Asamblea ha sido el Quehacer comunitario de la HOAC y adaptar nuestro funcionamiento organizativo al servicio de la misión. Para ello se han planteado entre otros, los siguientes temas en función del objeto de nuestra misión, el mundo obrero: avanzar hacia una HOAC más centrada en ser un instrumento adecuado para la misión evangelizadora, articular una presencia comunitaria más significativa, vivir esa presencia comunitaria encarnada en la pobreza y debilidad del mundo obrero, generar una dinámica de vida y acción en la realidad obrera en la que puedan vinculase nuestros compañeros/as, desarrollar una dinámica comunitaria que nos ayude a implicar al conjunto de la Iglesia en esta evangelización. Dentro de las modificaciones organizativas la más importante ha sido cambiar la temporalidad de las Asambleas Generales de 4 a 6 años.

La HOAC de Andalucía está actualmente implicada en la puesta en práctica de estos acuerdos por lo que creemos que será posible seguir respondiendo lo más eficaz posible a los retos que nos plantea la sociedad, siendo fieles a Jesucristo en su Iglesia y a los sectores más débiles y empobrecidos del mundo obrero.

Málaga, Enero 2004

© 2019 HOAC de Málaga