Inicio
Inmigración
Ante una ley injusta, comunidades acogedoras
Comunicado ante la Jornada Mundial del Migrante y del Refugiado

08/01/2010. Fuente: Diócesis. Noticia leída 437 veces.

Jornada Mundial del Migrante y del Refugiado

Vigilia de oración del Secretariado de Migraciones: Sábado 16 de enero. 19,30 h. Parroquia Santa Rosa de Lima

El domingo 17 de enero, la Iglesia celebra la Jornada Mundial del Migrante y del Refugiado, que este año lleva el lema: “Los menores inmigrantes y los refugiados. Hoy acogemos, mañana compartimos”.

Su celebración es un momento importante para que las comunidades cristianas festejemos la riqueza que supone una Iglesia diocesana que se enriquece con la participación de personas provenientes de numerosos lugares del planeta, así como para poner en la presencia del Señor nuestro trabajo por la igualdad en dignidad y derechos de todas las personas. Las palabras de Jesús: “Fui forastero y me acogisteis” (Mt 25, 35), así como las del Mandamiento Nuevo, resuenan en nuestro corazón y nos interpelan sobre nuestro seguimiento de Jesucristo en las circunstancias concretas de hoy en día.

En la actual situación de crisis, la reciente reforma de la Ley de Extranjería supone un paso atrás en la garantía de los derechos de todos los migrantes, y un desafío para continuar buscando la justicia y la igualdad en nuestra sociedad.

Benedicto XVI en su mensaje con motivo de esta jornada nos recuerda que “todo emigrante es una persona que posee derechos fundamentales inalienables que han de ser respetados por todos y en cualquier situación”. El Papa agradece la acogida de asociaciones y parroquias a nuestros hermanos emigrantes e invita a los cristianos a tomar conciencia del desafío social y pastoral que plantea la condición de los menores emigrantes y refugiados, el grupo más indefenso.

El Secretariado de Migraciones conoce y valora la rica experiencia de acogida e integración que desarrollan numerosos grupos eclesiales. Esta jornada es momento para sensibilizar en nuestra Iglesia sobre el fenómeno migratorio y para seguir animando la pastoral con personas migrantes.

También es ocasión para reunirnos como Iglesia orante y poner en las manos del Señor Jesús nuestro trabajo por construir comunidades hospitalarias y fraternas. Por eso, invitamos a todos a la Vigilia de Oración que se llevará a cabo el sábado 16 de enero en la parroquia Santa Rosa de Lima (frente al Hospital Carlos Haya) a las 7,30 de la tarde. Será un momento de encuentro con el Padre y con los hermanos que nos alentará, por la fuerza del Espíritu, a ser Pueblo de Dios donde todos tengamos nuestro sitio, por encima de condición social o lugar de procedencia. La vigilia quiere ser también un momento para manifestar públicamente nuestro compromiso por construir una sociedad fraterna. Acogemos las palabras de nuestros obispos que piden “un trato humano y solidario con los emigrantes, pues la recién aprobada Ley de Extranjería restringe derechos que afectan decisivamente a su dignidad como personas. Una sociedad con un objetivo de auténtico progreso humano se preocupa por el bien de todos y cada uno”. Por eso, al finalizar la celebración, saldremos en silencio al atrio de la parroquia y, con velas encendidas, testimoniaremos nuestra opción de ser una Iglesia samaritana, acogedora y abierta, capaz de vivir con alegría y radicalidad el mandamiento del amor fraterno, norma suprema del cristiano por encima de cualquier otra ley.

¡Ante una ley injusta, comunidades acogedoras! ¡Os esperamos!

© 2019 HOAC de Málaga