Inicio
Siniestralidad laboral
El trabajo se cobra la vida de 17 personas en Málaga este año
El último accidente laboral de la provincia se produjo en Alhaurín ocasionado por una grúa.

06/09/2007. Fuente: La Opinión de Málaga. Noticia leída 469 veces.

La cifra de fallecidos en siniestros laborales en la provincia ha crecido un 50% en el primer semestre de 2007. Técnicos de Empleo preparan un informe para la Fiscalía sobre el accidente de Alhaurín. Seis profesionales más reforzarán la labor de la Inspección de Trabajo.

Pese a que los datos de siniestralidad laboral en Málaga están viéndose reducidos paulatinamente, la cifra de trabajadores fallecidos en el ejercicio de su profesión presenta este año una tendencia preocupante.

La vuelta de las vacaciones ha estado señalada, de hecho, por dramáticas cifras. El martes, seis personas morían trabajando en España, una de ellas en Alhaurín el Grande.

La víctima, de 60 años, era empleado de la construcción y deja mujer e hijos. A expensas de que la investigación emprendida por la administración arroje luz sobre el hecho, todo indica que el tajo en el que trabajaba el difunto presentaba deficiencias en seguridad; queda por aclarar si éstas incidieron directamente en el siniestro.

La Consejería de Empleo decidió ayer convocar a empresarios y sindicatos de la construcción para analizar las muertes acontecidas en Andalucía en los últimos días (Granada, Algeciras y Alhaurín). Asimismo, sus técnicos están elaborando ya los preceptivos informes que remitirán a la Fiscalía para que emprenda acciones legales si se determina que la falta de seguridad incidió en los sucesos.

Educar a la construcción. La construcción es el ámbito que más preocupa a sindicatos y administración. Siete de los 17 trabajadores muertos en lo que va de año en Málaga pertenecen al sector. El delegado de Empleo de la Junta en Málaga, Juan Carlos Lomeña, destaca que tanto administración como sindicatos se muestran preocupados por la incidencia que las caídas desde alturas y los aplastamientos en los tajos tienen en el sector. "Para los implicados en la prevención de la siniestralidad es una prioridad evitar estas incidencias", declara.

Y es que casi cuatro de cada diez accidentes laborales de Málaga tienen lugar en la obra. La tasa de siniestralidad del sector es casi del 13%, más del doble de la media general que es del 5,5% entre la población activa.

Los sindicatos hacen hincapié en un mismo hecho: falta conciencia sobre la importancia de la prevención entre empresarios y trabajadores de la construcción.

Alfonso Galisteo, responsable de salud laboral del sindicato CCOO de Málaga, señala que el mensaje de la seguridad "no cala" en el sector. "Las medidas de seguridad colectiva deben prevalecer sobre las individuales. Los empresarios han de concienciarse de que deben adoptarlas junto a las individuales. La patronal debe comprender que su responsabilidad no acaba al entregar al empleado su equipo de protección individual. Su deber es hacer cumplir toda la normativa, también la de prevención", indica Galisteo. El representante sindical señala que, mientras la formación en seguridad sea "un trámite engorroso" para empresarios e incluso trabajadores, la situación no cambiará al ritmo preciso. Galisteo destaca que muchos inmigrantes reciben formación en prevención y seguridad sin comprender el castellano y que hay trabajadores que firman haber recibido esta formación junto al contrato, es decir, sin pasar por el aula.

Más medios para el control. En los seis primeros meses del año han muerto 15 personas en accidentes laborales en la provincia, cinco más que en 2006. No todas fueron víctimas de la construcción, pero sí seis de ellas.

José Rivas, portavoz del sector de la construcción en UGT, destaca que la inspección de Trabajo debe centrar más su actividad en las subcontratas. "Hay que educar a la construcción, a trabajadores y empresarios, en que la jornada de 40 horas semanales no es un capricho, en que el trabajo a destajo provoca accidentes y que la subcontratación, con sus precios y plazos ajustados ajustados implica menos seguridad", afirma el representante de los trabajadores quien asegura que "lo que está ocurriendo este año con la mortalidad en el trabajo es preocupante".

En este sentido, el delegado de Empleo de la Junta en Málaga, Juan Carlos Lomeña, destaca que este mismo mes seis técnicos en prevención reforzarán la labor de la Inspección de Trabajo de Málaga. Su misión será incidir en la seguridad de las empresas de la construcción.

Estos técnicos no tendrán las mismas competencias que los 24 inspectores existentes en la provincia, pero podrán proponer sanciones cuando detecten anomalías en materia de prevención y seguridad.

Lomeña apunta que, aunque las cifras de mortalidad de 2007 no son "nada satisfactorias", los datos globales de siniestralidad están reduciéndose "en una tendencia moderada, pero continuada a la que venimos asistiendo en los últimos años en Málaga".

El delegado apunta que en 2006 los accidentes laborales se redujeron un 2,73% y los graves -que dejan impedidos de por vida a muchos trabajadores- lo hicieron en casi un 9,5%. Al margen de los datos de víctimas mortales, la tendencia de 2007 es similar. La siniestralidad global cayó un 3,28% en el primer semestre del año y la de los incidentes graves lo hizo casi un 11%.

© 2019 HOAC de Málaga